jueves, 12 de abril de 2012


Corazón de pique negro


Alguna vez te sentiste igual.
Corazón de pique negro.
A este solcito de la plaza
la sombra de tu sonrisa
trajo sabor de caña amarga.

En la mansión de la parada
inclinada sobre tu corazón
bailé este tango reo.

Me dejaste caer
¡y casi fue una sentada!
Figura mistonga
que se hizo yeso
y la mansión bacana
triste pieza de hospital.

Corazón de pique negro
apurá tu pena
y dame ¡por favor!
pista ligera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada